Esaú Fernández cortó la primera oreja de la Feria


por Alberto Lopera

Serio y bien hecho el cuarto de Fuente Ymbro, fue éste un toro bueno e importante. Principalmente por su prontitud, obediencia, transmisión y profundidad en sus embestidas. La faena de Castaño fue intermitente, con momentos más lucidos en los que le cogió el ritmo al toro y otros menos brillantes cuando acortó distancia. No anduvo acertado el salmantino con los aceros, que saludó una ovación. Fue silenciado tras pasaportar al primer fuenteymbro, un toro de buena condición al que le faltó mayor empuje. Lo más interesante de este primer capítulo de la tarde llegó en un buen tercio de banderillas protagonizado por David Adalid y Fernando Sánchez y un ceñido quite, capote a la espalda, de Paco Ureña. El torero salmantino acortó demasiado pronto las distancias sin alcanzar la faena momentos relevantes. Mató de buena estocada.

Paco Ureña se presentó como matador de toros en La Maestranza con un segundo toro rajado por completo que no le dio ninguna opción al torero murciano que remató su actuación de una buena estocada. Su segundo fue un toro humillador, que lo quiso todo por abajo y que aguantó la larga faena de Ureña en los mismos medios. No fue el mejor planteamiento de faena del murciano que se acopló mejor de mitad de trasteo en adelante, consiguiendo en una serie al natural lo más importante de su actuación.

Esaú Fernández cortó una oreja del tercero, un animal con movilidad pero rajado al que le plantó cara allá donde quiso el toro. El sevillano anduvo dispuesto, en una labor de raza y entrega, y en la que ligó dos series sobre la diestra con inteligencia, sin quitar la muleta de la cara de su oponente. Una buena estocada puso fin a su actuación, decantando el premio a su favor. El sexto iba y venía pero no transmitió lo mismo que cuarto y quinto. Se fue a portagayola el de Camas, al igual que en su primero, y cuajó una faena muy firme sobre ambas manos. Dejó pasajes estimables en un conjunto que no ha llegado a los tendidos. A pesar de ello, Esaú mostró sensacion de seguridad. De nuevo manejó con contundencia la espada.

Sevilla, viernes 2 de mayo de 2014. Toros de Fuente Ymbro, bien presentados, armónicos y astifinos. Importante el cuarto, nobles primero y quinto. Rajados segundo y tercero. Javier Castaño: Silencio y ovación con saludos; Paco Ureña: Silencio y silencio tras aviso; Esaú Fernández: Oreja y silencio. Entrada: Menos de media plaza.