Vanegas, oreja y Valencia vuelta al ruedo en Madrid


por Alberto Lopera

_MS_8882Destacadas actuaciones de los novilleros sudamericanos en la primera plaza de mundo en la tarde de hoy. El venezolano Manolo Vanegas cortó la única oreja del festejo, mientras el colombiano Guillermo Valencia fué premiado con la vuelta al ruedo al presidente negarle la oreja que pidieron los aficionados que enun tercio del aforo acudieron a los tendidos.

Abrió plaza un novillo bien hecho, bueno, con calidad, ritmo, clase y humillación de Toros de la Plata. Ante él, Jorge Escudero realizó una faena de más a menos en la que corrió bien la mano sobre el pitón derecho en dos tandas estimables, con templanza y mostrando un concepto clásico del toreo. Dejó media estocada y fue silenciado.
Manolo Vanegas se presentó en Las Ventas con un novillo noble pero tardo y sin ninguna entrega y que terminó parado. Muy asentado el espada venezolano, toreó con serenidad y despaciosidad aprovechando la inercia de su oponente. Imprimió además a su labor mucha torería.

La faena sorprendió por la seguridad -aguantó muchos parones del novillo-, y por tratar de conducir al novillo siempre por abajo. Muy ajustado con el utrero, con muchos conocimientos y un buen fondo técnico. Mató de una estocada y se le dio una oreja cuando la petición para la misma fue escasa. Más allá del trofeo, Vanegas dejó una notable sensación.

El tercero, de Antonio Ordóñez, fue otro novillo bueno, protestado de salida tras blandear en alguna ocasión pero que se vino arriba en el último tercio. Un poco tardo, tuvo clase y movilidad y Guillermo Valencia, que hacía su debut en esta plaza, supo darle la distancia correcta para correr y bajar la mano después con ligazón y entereza en el toreo en redondo. Más atropellado al natural. Muy buena su actitud, aguantando el galope del animal. No fue faena redonda pero hubo importancia sobre la mano derecha. Salió prendido de la suerte suprema y se le pidió la oreja que el palco no concedió. Dio una merecida vuelta al ruedo.

Madrid, domingo 12 de julio de 2015. Novillos de Toros de la Plata (1º, bueno, con calidad y ritmo, ovacionado en el arrastre; 2º, noble pero sin entrega; y 6º, noble pero desrazado), Herederos de Antonio Ordóñez (3º, tardo, pero con clase y movilidad; 4º, deslucido; 5º, blando, devuelto) y un sobrero de Aurelio Hernando (5º bis, brusco, sin entrega). Jorge Escudero, silencio tras aviso y silencio; Manolo Vanegas, silencio tras aviso y oreja protestada; Guillermo Valencia, vuelta al ruedo tras petición y silencio tras aviso. Entrada: Un cuarto de plaza.

Parte médico de Jorge Escudero: “Puntazo sobre cabeza de peroné izquierdo con contusión del nervio ciático poplíteo externo en observación. Pronóstico reservado”.