J.M.Manzanares, dos orejas a su toreo artístico


por Alberto Lopera

manza_segundoGran triunfador en Sevilla ha sido hoy José Mari Manzanares al cortar una oreja a cada uno de sus toros, los mejores del encierro de Nuñez del Cuvillo falto de clase y bravura.

Bien Castella manejando el capote frente al primero, especialmente en un quite por chicuelinas. El de Cuvillo, voluminoso de hechuras, resultó noble en la muleta del francés, brindando más opciones por el pitón derecho que por el izquierdo. Lo que ofreció como argumento Castella no llegó a calar en el tendido. Labor sosa, de poco mensaje. Algo desangelado el francés en la Maestranza. Media trasera. Silencio.

Manzanares le cortó la oreja al segundo como premio al buen gusto de algunos de sus muletazos y una excelente estocada. Dejó el alicantino momentos y destellos de mucha belleza ante un toro que, a pesar de ser protestado en los primeros tercios, mantuvo el presidente en el ruedo y acabó derrochando nobleza, calidad, buen son y repetición. Faena correcta de Manzanares, con pasajes estéticos pero sin la contundencia de otras ocasiones.

Otro trofeo paseó del quinto, un animal que embistió con clase y nobleza, descolgando y aguantando la faena en los medios. Además, se portó bien en el caballo. Toro bueno de Cuvillo. Manzanares protagonizó una labor similar a la del segundo, si acaso toreando con un punto mayor de pureza en esta ocasión. Dio los tiempos y el temple que requería el bonito melocotón de Cuvillo, instrumentándole muletazos limpios y hermosos, pero tampoco resultó la faena maciza o redonda que merecía el animal por su notable condición. Mató muy bien de nuevo, cerca de chiqueros, y el trofeo fue pedido con fuerza.

Episodio épico el vivido en tercer lugar. José Garrido, importante de veras, se jugó la vida limpiamente frente al complicado toro de Cuvillo que le cupo en suerte. Le venció la pelea el extremeño y eso que el animal, de muchas dificultades, nunca le regaló ni una embestida. Labor de mucho compromiso, en la que exhibió firmeza, valor y capacidad. Apostó por el toro desde el principio, ya desde el saludo capotero. Luego, le plantó cara en los medios y acabó dominando al astado, que aunque quiso no logró cazarlo hasta la suerte suprema. Espeluznante cogida, librándose por muy poco de la cornada. Palizón tremendo.

Sevilla, 14 de abril de 2016. Duodécima de la Feria de Abril. Toros de Núñez del Cuvillo, buenos 2º y 5º, complicado el 3º, más deslucidos 1º y 4º. Sebastián Castella, silencio en ambos; José María Manzanares, oreja y oreja; y José Garrido, ovación con saludos tras dos avisos y palmas con aviso. Entrada: Lleno. Saludó José Chacón tras parear al cuarto.

PARTE MÉDICO DE JOSÉ GARRIDO.- Conmoción cerebral leve. Varetazo corrido en región abdominal y axila izquierda. Se administra analgesia y sueroterapia con recuperación satisfactoria. Pronóstico: Leve. Firmado: Dr. Octavio Mulet Zayas.