Fandiño y Perera, orejas en Guadalajara


por Alberto Lopera

guadaportadaFandiño y Perera pasearon una oreja tras imponerse a una corrida baja de raza de Pereda que no acabó de acompañar. El tercero fue un toro manejable que no acabó de romper. Faena de menos a más de Iván Fandiño y con un último tramo muy importante, fijando al toro en la muleta, haciéndolo romper adelante. Faena de consistencia sobre ambos pitones, que sacó recursos al final para redondear. Mató de estocada. Oreja con fuerte petición de la segunda y fuerte bronca al palco por no concederla. Muy sólido el vizcaíno durante la faena.

El sexto fue un toro complicado y que desarrolló muchos problemas en su lidia, embistiendo sin estilo y con la cara suelta. Muy por encima Fandiño del toro, en una faena de mucha entereza. Contundente con un toro al que había que buscado las vueltas. Se puso difícil el animal a la hora de matar, perdiendo por tanto Fandiño la oreja para marrar con el acero.

Perera le cortó una oreja al quinto, un animal noble, con algo más de empuje que sus hermanos aunque le faltó fondo. El extremeño supo administrar la nobleza del animal y ligar varias series en una labor entonada. Dejó buenos momentos sobre todo por el pitón derecho. Ha sabido suplir con su toreo la falta de transmisión del animal. Media estocada efectiva. No tuvo opciones frente al manso segundo.

Abrió plaza un toro noble aunque sin clase. Le molestó el viento a Paquirri, que dejó algún muletazo suelto en una faena a la que le faltó argumento. Pinchazo y estocada. El cuarto resultó bajo de raza pero manejable. Faena de oficio de Paquirri, que estuvo aseado y solvente.

Guadalajara. Sábado, 1 de abril de 2017. Feria de Primavera. Toros de José Luis Pereda (2º, 4º y 6º) y La Dehesilla; bien presentados, nobles pero faltos de raza y clase. Francisco Rivera Ordóñez “Paquirri”, silencio en ambos; Miguel Ángel Perera, silencio y oreja; Iván Fandiño, oreja con fuerte petición de la segunda y palmas tras aviso. Entrada: Dos tercios.