Histórica actuación de Diego Ventura en Madrid


por Alberto Lopera

1_5_67_ventura_1Han pasado exactamente 46 años para que la afición madrileña pudiera ver el corte de un rabo en Las Ventas. El último fue en 1972 por Palomo Linares al toro “Cigarrón” de Atanasio Fernández. Ayer en Las Ventas, Diego Ventura lo ha hecho con el toro “Bienplantado” de Los Espartales después de una sensacional actuación en su segundo toro.

Diego Ventura aseguró la puerta grande en su primer turno. El hondo toro de Los Espartales que hizo segundo tuvo más celo que el primero de salida. Ventura aguantó el primer arreón hasta pararlo. Después, un solo rejón de castigo. A continuación explotó la faena con Nazarí dando una vuelta al ruedo a dos pistas con lq embestida cosida al estribo. Cuando concluyó la vuelta, clavó arriba y los tendidos se volvieron locos. Una segunda vuelta mantuvo la emoción como el final de faena con Remate. A continuación hubo piruetas en la cara y ajustados quiebros. El rejón fue certero. Diego Ventura logró los máximos trofeos en el cuarto de la tarde. El toro de Los Espartales salió dormido, Ventura lo recibió con la campera suerte de la garrocha. La labor para encelarlo fue paciente. Con Bronce la faena se disparó en banderillas. Ventura dio distancia al toro en los cites y apuró mucho en los embroques. Pero cuando la plaza enloqueció fue con Dólar y el famoso par a dos manos sin el bocado. Tuvo que pasar en dos ocasiones antes de clavar porque Dólar pasaba tan rápido que no le daba tiempo a dejar los rehiletes. Cuando lo consiguió el jinete se echó las manos a la cabeza y gran parte del público se levantó para celebrarlo. El final con Remate también tuvo conexión. El rejón de muerte cayó en todo lo alto, no permitió que nadie tocase al toro. Bello momento de la muerte que llegó pronto. La plaza se desbocó en la petición hasta llegar al rabo cuando las mulillas ya arrastraban al buen toro de Los Espartales de nombre Biemplantado. Gonzalo de Villa concedió el rabo en el último momento. Premio exagerado teniendo en cuenta que de mayor calidad había sido la faena al anterior toro de su lote al que cortó dos. Diego Ventura remató la tarde con la misma plenitud que llenó sus dos faenas anteriores. Recibió a portagayola al de Los Espartales. Pero cuando entró el público en la faena fue con el vibrante galope a dos pistas de Nazarí. De nuevo llevó cosida la embestida en el vientre del equino. Espectacular. Los quiebros con Lío impactaro. El rejón entró en dos tiempos tras un pinchazo. Cuando tomó el descabello le pegó dos molinetes, un derechazo y un pase del desprecio al noble toro andando hacia las tablas. Descabello.

Madrid, sábado 9 de junio de 2018. Feria de San Isidro. Toros de Los Espartales, bien presentados y de colaborador juego en líneas generales. Andy Cartagena, oreja, ovación con saludos y oreja; y Diego Ventura, dos orejas, dos orejas y rabo y oreja. Entrada: Lleno.